Tres tazas de aflicción a la luz de las estrellas, de Aliette de Bodard

Aliette de Bodard es una autora de sobra conocida entre los lectores de ciencia ficción de habla hispana, principalmente gracias a su antología El ciclo de Xuya (que recopila relatos encuadrados en su «universo de Xuya»), y a su novela corta En una estación roja, a la deriva, ambas publicadas por la editorial Fata Libelli. Con anterioridad a la aparición de estas obras, los seguidores de este blog ya habíais tenido la oportunidad de leer Caída de una mariposa al amanecer, relato posteriormente incluido en la citada antología. Durante los ya casi cuatro años que han transcurrido desde que tuvimos su primer cuento por aquí, Aliette no solo ha publicado las dos primeras novelas de una nueva serie de fantasía oscura, «The Dominion of the Fallen», sino que ha seguido enriqueciendo ese universo de Xuya con nuevas obras, como esta que hoy tengo el placer de compartir con todos vosotros.

Tres tazas de aflicción a la luz de las estrellas (Three Cups of Grief, by Starlight) es un nuevo relato del ciclo de Xuya. Se publicó en la revista Clarkesworld en enero de 2015, y posteriormente ha sido incluido en diversas antologías, entre las que destaca la selección de lo mejor del año editada por Gardner Dozois. Y no solo eso, sino que gracias a esta obra Aliette fue finalista del premio Locus y consiguió alzarse con otro importante galardón: el British Science Fiction Awards (en la misma edición en la que también estuvo nominado No Res, de Jeff Noon).

Tras esta temporada de sequía de traducciones de obras de Aliette, espero que estéis con mono de leer un nuevo cuento suyo y disfrutéis con Tres tazas de aflicción a la luz de las estrellas, que aunque pertenece al mismo universo de las obras publicadas por Fata Libelli puede leerse de manera independiente. Ahora bien, si no habéis leído ninguno de los relatos de Xuya, os aconsejo que primero os paséis por aquí para leer (en español) la introducción a este universo escrita por la propia Aliette, o por aquí si preferís la versión en inglés (y más actualizada).

Os recuerdo que Aliette domina el español, así que estoy segura de que estará encantada si le hacéis llegar vuestros comentarios y opiniones sobre este cuento ya sea en inglés o en español (comentando en esta entrada, vía Twitter…). Yo por mi parte tan solo le voy a dar de nuevo las gracias por su amabilidad y por haberse ofrecido a repetir en Cuentos para Algernon. ¡Muchísimas gracias, Aliette!

ACTUALIZACION I: Ya podéis descargar desde aquí el relato con los tres formatos habituales para ebook (EPUB, FB2 y MOBI). Muchas gracias una vez más a Johan y Jean.

                              Descargar Tres tazas de aflicción a la luz de las estrellas DOC
                                     Descargar Tres tazas de aflicción a la luz de las estrellas PDF

Tres tazas de aflicción a la luz de las estrellas

Aliette de Bodard

 

Té verde: el té verde se elabora a partir de hojas de té cocidas al vapor o secadas ligeramente. De gusto suave, con un agradable matiz herbáceo, no debe sobrepasarse el tiempo de infusión recomendado para evitar el amargor.

 

∞∞∞∞∞∞∞∞∞∞∞∞∞∞∞∞∞∞

 

Tras las exequias, Quang Tu regresó caminando a su compartimento y se sentó a solas, mirando fijamente pero sin ver el pausado ballet de bots que limpiaba la angosta pieza, cuyas paredes metálicas ya estaban inmaculadas. Todo vestigio de la presencia de madre y de los numerosos dolientes había sido restregado hasta desaparecer. Se había desconectado de la red pública. No soportaba ver los resúmenes de la vida de madre; los vids del cortejo fúnebre reproducidos hasta la saciedad, de las cien mil personas congregadas en el camposanto para despedirse, buitres ávidos de la carne de los dolientes —no la habían conocido, madre no había significado nada para ellos—, cuyas ofrendas florales valían lo mismo que las garantías de la Guardia Bordada.

—Hermano mayor, sé que estás ahí—dijo una voz desde el otro lado de la puerta que Quang Tu había cerrado con llave—. Déjame entrar, por favor.

Cómo no. Quang Tu no se movió.

—He dicho que quería estar a solas.

Un bufido tal vez jocoso, y luego:

—De acuerdo. Si me obligas a que lo haga así…

Su hermana, la Tigre en el baniano, se materializó en la cocina, cerniéndose sobre la reluciente encimera, cerca de los restos del té matutino de Quang Tu. No es que realmente fuera ella, por supuesto: su hermana era una Mente encerrada en la sala del corazón de una nave espacial, demasiado pesada para abandonar su órbita; y lo que proyectaba sobre el planeta era un avatar, una perfecta reproducción en miniatura de sí misma: refinada y nítida, con una motita negra en el casco a modo de brazalete de luto.

—Típico —dijo ella, flotando por el compartimento—. No puedes coger y encerrarte aquí.

—Puedo si me da la gana —replicó Quang Tu. [No se vayan todavía, aún hay más…]

Publicado en Ciencia Ficción, Relatos, Ucronía | Etiquetado , , , , | Deja un comentario

Recordatorio/sugerencias premios Ignotus 2017

Hasta el 21 de mayo está abierto el plazo para votar las candidaturas para los premios Ignotus 2017, así que al igual que en otros años aquí tenéis el repaso a las obras publicadas en Cuentos para Algernon que si os han gustado lo suficiente podéis votar por cumplir el resto de condiciones necesarias.

La cuarta antología, Cuentos para Algernon: Año IV, que recoge la práctica totalidad de los textos publicados en el blog durante su cuarto año de vida, puede ser votada en la categoría de Mejor Antología. Si todavía no la habéis leído, aún estáis a tiempo. Podéis descargarla gratuitamente aquí, donde también tenéis la relación detallada de sus contenidos. Aviso importante, los dos primeros relatos de la misma (Error de bit único y Presencia) fueron publicados en 2015, luego NO pueden optar al Ignotus este año.

El resto de los contenidos de la antología sí que son nominables en la categoría de Mejor Relato Extranjero, con la salvedad de la reseña de Ursula K. Le Guin, Por el cosmos con Qfwfq, que en todo caso podría ser votada como Mejor Artículo.

Los cuentos que sí que pueden optar al Ignotus en la categoría de Mejor Relato Extranjero son los catorce publicados a lo largo de 2016, que, insisto, no coinciden exactamente con los contenidos de la cuarta antología. Por orden cronológico de aparición son los siguientes:

. Desmadre en el supermercado, de Kris Dikeman
. El aria de la reina de la noche, de Ian McDonald
. Reconciliación, de Eileen Gunn (ganador premio Nebula)
. El palacio de la memoria, de Rhys Hughes
. Hola de nuevo, de Seth Fried
. Muerte del doctor de la isla, de Gene Wolfe
. Acerca de las costumbres de elaboración de libros en determinadas especies, de Ken Liu (finalista premios Nebula, Theodore Sturgeon y WSFA Small Press Award)
. Breve enciclopedia de los mares lunares, de Ekaterina Sedia
. No res, Jeff Noon (finalista premio British Science Fiction Awards)
. El planeta de la suprema felicidad, de Rhys Hughes
. Los planetas invisibles, de Hannu Rajaniemi
. «Cimeria»: del ‘Boletín de Antropología Imaginaria’, de Theodora Goss
. Pequeños dioses, de Tim Pratt (finalista premio Nebula)
El círculo cuadrado, de Rhys Hughes

De la lista anterior, me gustaría destacar por una parte Muerte del doctor de la isla, de Gene Wolfe, que no está incluido en la antología simplemente porque no se me autorizó a ello, pero que sí que puede ser nominado al haber aparecido en el blog durante 2016.

Por otra parte, también quiero señalar que los dos últimos cuentos, Pequeños dioses, de Tim Pratt, y El círculo cuadrado, de Rhys Hughes tampoco están recogidos en la cuarta antología (dado que pertenecen al quinto año del blog), pero sí que pueden proponerse como candidatos ya que se publicaron en Cuentos para Algernon durante 2016. Pinchando en los enlaces podéis descargarlos en los formatos habituales. Así que estaría bien que los leyerais ahora, cuando todavía estáis a tiempo de poder votarlos en caso de que alguno os parezca merecedor de ello.

Y atentos también al relato Acerca de las costumbres de elaboración de libros en determinadas especies, de Ken Liu, con el que se abre su recientemente publicada antología El zoo de papel y otros relatos (colección Runas, Alianza), dado que a diferencia de la antología en sí (publicada en 2017 y por lo tanto nominable en la próxima edición), este cuento  apareció en este blog en 2016, y por lo tanto puede ser votado este año, no el próximo.

Para acabar con el autobombo, tan solo quiero recordar que el propio blog puede ser votado en la categoría de Mejor Sitio Web.

Antes de terminar esta entrada también quiero mencionar otras obras de los autores del blog no relacionadas con el mismo que también pueden ser votadas este año. Se trata de dos de las novelas más destacadas de 2016:  La gracia de los reyes, de Ken Liu (editada en la colección Runas de Alianza), y Luna. Luna nueva, de Ian McDonald (editada por Nova).

En el apartado de Mejor Revista me gustaría destacar la labor de Supersonic (con la que colaboro habitualmente en labores de traducción) y en la que también han aparecido relatos de diversos autores del blog.

Creo que nada más. Espero que, tanto si sois votantes de los Ignotus como si no lo sois, esta entrada sirva para que os animéis a darle una oportunidad a alguna de estas obras. Y si os gusta, contribuid a darle una mayor visibilidad, ya sea con vuestro voto o simplemente recomendándola por cualquier medio. En cualquier caso, muchas gracias.  😀

Publicado en Autobombo, Varios | Etiquetado | Deja un comentario

Cisne negro, de Bruce Sterling – Especial Calvino (y XI)

Bruce Sterling es un escritor estadounidense que seguro que casi todos conocéis, ya que a lo largo de sus más de cuarenta años de carrera ha publicado numerosas novelas, relatos y ensayos; ha editado antologías; ha ganado algunos de los premios más importantes del género, como el Hugo y el Locus; y además fue uno de los fundadores del cyberpunk.

Aunque su obra se encuadra principalmente en la ciencia ficción y no es especialmente calviniana, Bruce Sterling es un gran admirador de Italo Calvino, al que descubrió a los catorce años cuando se cruzó con Las cosmicómicas en una pequeña biblioteca de Texas. Si os manejáis con el inglés, os recomiendo que leáis aquí  el discurso que pronunció en Milán en 2002 durante un homenaje a Calvino, un escritor que, según sus propias palabras, «estaba en este mundo, pero no era de este mundo».

Cisne negro (Black Swan,  que podéis escuchar en StarShipSofa) es un relato de ciencia ficción que se publicó originalmente en 2009 en la revista italiana Robot Fantascienza con el título Cigno Nero. Ese mismo año apareció también ya en inglés en Interzone, y desde entonces ha sido seleccionado para numerosas antologías, incluidas las recopilaciones de lo mejor de 2009 editadas por Jonathan Strahan, Gardner Dozois, y Kathryn Cramer y David Hartwell. Asimismo, fue uno de los finalistas de los galardones Sidewise (que premian las mejores ucronías), en la misma edición en la que se impuso otro cuento del blog, La fijación, de Alastair Reynolds.

Este cuento tal vez sea el menos calviniano de todos los aparecidos en este especial,  pero tras leerlo creo que entenderéis el motivo por el que lo he elegido como colofón del mismo. Porque, así es, con esta obra doy por finalizado mi particular homenaje a Calvino. Espero que estas once entregas os hayan gustado y hayan conseguido que os entraran ganas de descubrir, o releer si ya lo conocíais, al propio homenajeado.

Aprovecho la ocasión para de nuevo dar las gracias a todos autores que han cedido sus textos para este homenaje y, como es lógico, muy especialmente al del cuento que podéis leer a continuación. Thanks a million, Bruce!

ACTUALIZACION I: Ya tenéis disponibles aquí los formatos para ebook (EPUB, FB2 y MOBI) del cuento. Muchas gracias una vez más a Jean y Johan por su colaboración.

                                   Descargar Cisne negro DOC
                                       Descargar Cisne negro PDF

Cisne negro

Bruce Sterling

Un periodista ético protege a sus fuentes confidenciales, así que yo protegía a «Massimo Montaldo», aun sabiendo que ese no era su verdadero nombre.

Massimo franqueó las altas puertas de cristal arrastrando los pies, dejó caer la bolsa de viaje, que golpeó el suelo con un ruido sordo, y se sentó al otro lado de la mesa. Habíamos quedado donde siempre: en el interior del Caffe Elena, un local acogedor y sombrío que da a la mayor plaza de Europa.

El Elena tiene dos salones angostos y solemnes como féretros de caoba, de elevado techo rojo. Por el pequeño establecimiento han pasado bastantes transeúntes en apuros. Massimo nunca me había confiado sus problemas personales, pero resultaban evidentes, como monos que hubiese colado en el café de tapadillo escondidos bajo la ropa.

Al igual que el resto de hackers del mundo, Massimo Montaldo era brillante. Siendo como era italiano, se esforzaba por mantener un aspecto impecable. Su atuendo de viaje era a prueba de manchas y arrugas: una chaqueta negra de lana merina, una camisa negra de algodón de marca americana, y pantalones estilo cargo asimismo negros. También lucía unas zapatillas deportivas negras, de ninguna marca que yo fuera capaz de reconocer, con suelas revestidas por unas extrañas burbujas.

Estas zapatillas de suelas esqueléticas estaban medio destrozadas, y se mantenían enteras gracias a que llevaban atados a su alrededor unos cordones de cuero sin curtir sacados de alguna bota.

A juzgar por su acento suizo-italiano, Massimo había pasado mucho tiempo en Ginebra. En cuatro ocasiones me había filtrado secretos relacionados con chips: flamantes dibujos técnicos, extraídos al parecer de solicitudes de patente suizas. Sin embargo, en las diversas agencias de Ginebra no había constancia de las mismas. Ni de ningún «Massimo Montaldo». [No se vayan todavía, aún hay más…]

Publicado en Ciencia Ficción, Especial Italo Calvino, Especiales, Relatos, Relatos especial Italo Calvino, Ucronía, Universos paralelos | Etiquetado , , , , , , | 2 comentarios

Lecturas recomendadas XI (abril 2017)

Vamos allá un trimestre más con algunos de los libros con los que más he disfrutado últimamente:

. El Destino del Barón Von Leisenbohg, de Arthur Schnitzler (El Acantilado): Deliciosa recopilación de cuentos de este escritor y médico vienés que vivió a caballo entre los siglos XIX y XX. Tal vez las obras de Schnitzler más conocidas sean aquellas que han sido llevadas al cine: La ronda, adaptada por Max Ophüls en 1950, y más recientemente Relato soñado, que sirvió de base a Stanley Kubrick para la que fue su última película, Eyes Wide Shut. Pero aunque estos relatos tal vez no sean tan conocidos, son unas piezas exquisitas en las que el autor disecciona con fino bisturí situaciones en apariencia bastante triviales: amores no correspondidos, infidelidades reales e imaginarias, venganzas, amistades, destinos incontrolables… Eso sí, son cuentos sin contenido fantástico, salvo tal vez en el que da título a este volumen y que además es mi favorito del mismo. Si os gusta Stefan Zweig, por ejemplo, no dejéis de darle una oportunidad a Schnitzler, que seguro que también os convence.

. The End of the End of Everything, de Dale Bailey (Arche Press): Interesantísima colección de cuentos de un autor norteamericano que por desgracia no es demasiado conocido por aquí. La mayor parte de las ocho obras del volumen pueden encuadrarse en la ciencia ficción, y en concreto dentro de la variante apocalíptica, ya que el fin del mundo es el telón de fondo de varias de ellas. A pesar de este tema común, los relatos resultan de lo más variado y nada repetitivos, habida cuenta de que unos tienden más hacia la ciencia ficción, otros hacia el terror (con incluso algún toque gore), otros hacia el weird, e incluso hay uno muy stenbeckiano y otro de lo más cinéfilo. El relato que abre el volumen lo podéis leer en español ya que está incluido en dos antologías publicadas por Minotauro: Paisajes del Apocalipsis, antología de relatos sobre el final de los tiempos y Miedo en el cuerpo: 25 años de terror con Valdemar. Espero que os hayáis quedado con ganas de leer a Bailey, porque tengo el placer de anunciar que próximamente tendremos en el blog el cuento más cinéfilo y menos apocalíptico de los que incluye el volumen. 😀

. The Very Best of Fantasy & Science Fiction, Volume 2 (Tachyon Publications): Segunda antología de los mejores relatos publicadas en esta longeva revista a lo largo de sus más de sesenta y cinco años de vida. El resultado es un volumen que incluye veintisiete historias de autores muy populares, y una combinación casi perfecta de clásicos y piezas menos conocidas en la que hay un poco de todo: relatos ligeros, profundos, tristes, siniestros y divertidos; ciencia ficción y fantasía; cuentos que, al menos en mi caso, han sido todo un descubrimiento, y otros que ya había leído, pero que siempre es un placer releer. Una gozada de libro.

. El efecto Lucifer: El porqué de la maldad, de Philip Zimbardo (Paidós): Con sus más de 600 páginas, esta obra de no ficción engancha tanto o más que cualquier novela tocho. Su autor es el psicólogo responsable del famoso experimento de la prisión de la universidad de Stanford. Aproximadamente la primera mitad del libro está dedicada al desarrollo del mismo y las conclusiones que se pueden sacar de él; la segunda, a las descripción de otros experimentos con los que guarda una cierta afinidad (como el de Milgram) y al análisis de hechos históricos (holocausto nazi, genocidios, torturas en la prisión de Abu Ghraib…), intentando aplicar las conclusiones de los experimentos analizados para entender cómo personas tan decentes y normales como cualquiera de nosotros se han podido comportar de un modo totalmente inhumano e inmoral. Un libro inquietante y que a mí me ha dado más miedo que muchas novelas de terror.

. Agents of Dreamland, de Caitlín R. Kiernan (Tor.com): Tor.com continúa con su interesante colección de novelas cortas, así que aprovecho para una vez más destacar la que más me ha gustado de las últimas que he tenido oportunidad de leer. En Agents of Dreamland, un agente gubernamental deberá acudir a un rancho en Arizona donde se ha instalado una pequeña secta apocalíptica. Lo que allí se encuentra le impresionará profundamente, y con razón. Durante su investigación contará con la ayuda de una misteriosa mujer que sabe mucho más de lo que le correspondería saber. A partir de estos elementos, la autora construye una intrigante novela corta con toques de ciencia ficción apocalíptica y plagada de referencias al universo de Lovecraft. Se lee en un suspiro, aunque la sensación que deja no sea especialmente placentera. Muy recomendable, sobre todo si sois fans del escritor de Providence, pero también si no lo sois.

. Las chicas / The Girls, de Emma Cline (Anagrama / Random House): Seguimos con sectas. Inspirada por la matanza de Charles Mason, esta novela nos narra cómo, allá por 1969, una insegura adolescente se siente fascinada por una joven algo mayor que ella que vive en una comuna hippy dirigida por un manipulador músico. Esta amistad la llevará a irse integrando cada vez más en esa especie de secta mucho más peligrosa de lo que en un principio podía parecer. Una interesante novela que supone el debut de una joven autora que podría dar mucho juego en el futuro. Yo la he leído en inglés, pero ya está traducida al español por Anagrama.

. Swimmer Among the Stars, de Kanishk Tharoor (Farrar, Straus and Giroux): Cuando al abrir esta colección de relatos de un desconocido autor indio me encontré con una cita de Las ciudades invisibles de Italo Calvino, me dije que aquello empezaba bien. Y no solo empezó, sino que continuó estupendamente. Un puñado de relatos por los que pasan, entre otros muchos personajes, la última mujer que habla una lengua a punto de desaparecer, los representantes de la ONU que se ven obligados a trasladarse a un hotel en el espacio desde donde contemplan cómo sus países van siendo tragados por las aguas, los tripulantes y pasajeros de varios rompehielos atrapados en el hielo, y un par de soldados de una falange de la época del imperio romano. Un autor y un libro que no toman el nombre de Italo Calvino en vano.

 

Y para terminar, una película: La hora incógnita, dirigida nada más y nada menos que por Mariano Ozores. Una pequeña ciudad española ha sido evacuada porque, por un error, sobre ella va a caer un proyectil atómico. Sin embargo, algunas personas no se han marchado por diversos motivos. Una comedia dramática a la que, dada la época en la que se realizó (1963), le sobra moralina, pero que tiene humor, personajes variopintos y castizos (interpretados por un reparto de campanillas) y que supone un peculiar intento de hacer algo distinto en nuestro país, aunque pueda recordar a algunas películas de la época, como La hora final, de Stanley Kramer. Por desgracia, fue todo un fracaso, así que Mariano Ozores tuvo que reconducir su carrera hacia donde todos sabemos.

Publicado en Recomendaciones, Varios | Etiquetado , , , , , , , , | 4 comentarios